Posted by : Any R sábado, junio 04, 2011

Con todas las letras y en mayúscula. Estoy HARTA, hasta los cojones, cansada como una puta a las seis de la mañana... Estoy hasta los ovarios de mí misma, de mis pensamientos, de mis sentimientos, de mis gilipolleces varias y mis enganches subnormales. Estoy hasta el gorro de buscar cosas que no existen, de no conformarme con menos, de prometer y no cumplir, de confiar y decepcionarme. Estoy desganada, estoy enfadada, estoy triste, apagada, colérica, encantada, soy una puñetera montaña rusa con una bomba en el vagón que en cualquier momento podría estallar, enviándome a un viajecito por los aires que me aplastaría contra otro muro más. Porque eso es lo que significa para mí la vida: una serie de muros contra los que emplear mi cabeza de roca (que a cabezona no me gana nadie, señoras y señores, aunque lo intenten con todas sus fuerzas).

Estoy cansada, sí. Cansada de joderla, de joderme, de hacer daño a los demás. Estoy harta de mi complejo de víctima conmigo misma y de verdugo con el resto del mundo. Realmente, quizás si me diesen a elegir, firmaría el contrato por poder eliminar ese sentimiento tan hijo de puta de mi cabeza, de mi alma, de mi corazón. Quedarme con el odio, la esperanza, la envidia, la pasión, el orgullo, la alegría... Pero coger el amor con pinzas y arrancarlo de mi pecho. Porque no dejo de equivocarme, porque siempre me dejo llevar y las cosas nunca van por donde deberían... Porque me acostumbro y me dan el cambiazo, porque soy incapaz de mantenerlo a flote... Porque mi madre tenía razón y no soy gafe, soy ceniza... Y siempre que encuentro algo bueno tengo que cargármelo. Y porque cuando me cambian un color en la paleta, ya no puedo seguir pintando el cuadro que tenía en mente. Y entonces todo se desmorona... Porque mierda, pero esta vez me lo estaba creyendo, ¿eh? Ha durado más bien poco esa fe ciega... Si es que ya lo dice ella... Debería hacerle más caso...





¿Por qué tengo que buscar/esperar en vano algo que no existe con tantas ganas? ¿Por qué no puedo simplemente olvidar y seguir adelante? ¿Por qué no puedo convertir a quien se cruza en mi camino en un simple punto en la línea de mi vida? ¿Por qué tienen que importarme tanto? ¿Por qué hay gente a la que no puedo plantearme perder? ¿Por qué sigo escribiendo aquí si sé que me traerá problemas? Preguntas, preguntas, preguntas. Y nunca, nunca, nunca llegan las respuestas... Si al final, definitivamente, ni siquiera yo me conozco/entiendo...

Leave a Reply

Deja tu huella para que no camine sola.

Subscribe to Posts | Subscribe to Comments

- Copyright © Confesionario Digital 4.0 - Diseñado por Any R -